¿Cómo fortalecer el sistema inmunológico?

Estamos atravesando una pandemia que nos ha hecho replantearnos muchas cosas, entre ellas, la manera de cuidar nuestro cuerpo y nuestra alimentación. El sistema inmunológico, que nos protege de los agentes infecciosos como bacterias, virus y parásitos, puede verse afectado por una mala alimentación o malos hábitos de salud como el consumo de tabaco y alcohol. Además, con la edad, la respuesta de nuestro sistema inmunitario se vuelve más lenta y somos más susceptibles a padecer enfermedades infecciosas. Es por ello que os vamos a compartir algunas recomendaciones para fortalecer nuestro sistema inmunológico a través de una alimentación saludable.

Antioxidantes: claves para la salud

Los antioxidantes son nutrientes y sustancias naturales esenciales que contribuyen al mantenimiento óptimo del estado de salud, al tener la capacidad de capturar y neutralizar los radicales libres, que son sustancias muy oxidantes que dañan las células y el ADN. Estos radicales libres aparecen durante la digestión de los alimentos, y también debido a la exposición al sol (rayos UVA) y a la contaminación. Son los responsables del envejecimiento celular.

Nuestro organismo tiene sistemas de defensa contra los radicales libres, pero necesitan determinados nutrientes para poder funcionar: los minerales y las vitaminas antioxidantes, como son el selenio, el zinc, la vitamina B2 o la vitamina C. Por eso, es fundamental incluir alimentos con estos minerales y vitaminas en nuestra dieta diaria.

Contra una infección o un proceso inflamatorio, nuestro organismo produce gran cantidad de radicales libres para defenderse de los microbios invasores. Los antioxidantes son necesarios para regular estas reacciones y evitar que se produzcan daños en las células sanas. El equilibrio entre el proceso de oxidación y la disponibilidad de estos nutrientes es vital para nuestra salud.

Vitaminas y minerales que refuerzan nuestro sistema inmunológico:

• La vitamina C. Las células del sistema inmunológico utilizan esta vitamina para llevar a cabo sus funciones antimicrobianas.

• El zinc. En nuestro organismo tiene un importante papel en la regulación y activación del sistema inmunológico.

• El selenio. Contribuye al funcionamiento normal del sistema inmunitario y a la protección de las células frente al daño oxidativo.

• La vitamina B2 o riboflavina. Esta vitamina contribuye a la protección de las células frente al daño oxidativo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *